Hoy en día todas las empresas están concienciadas con la importancia de una buena comunicación externa pero, ¿se han parado a pensar que no hay nadie que pueda hablar mejor de una compañía que sus propios empleados? Por esto mismo hoy os queremos comentar qué es la comunicación interna, cuáles son sus beneficios y qué acciones son las más usadas para mejorar la relación con todas las personas que forman parte de una organización empresarial.

¿Qué es la comunicación interna?

Se trata de la comunicación dirigida al cliente interno, es decir, a nuestros trabajadores. Es aquella comunicación que fideliza, motiva y enorgullece a un trabajador. Aunque muchas empresas comenten el error de descuidar este aspecto, la comunicación interna es una práctica sumamente importante, pues genera grandes beneficios.

La comunicación interna motiva y fideliza al trabajador

A continuación, algunos de los principales beneficios de una buena gestión de la comunicación interna:

  • Gracias a la comunicación interna es posible una mejor gestión de los recursos humanos.
  • Transmite de forma rápida la identidad corporativa, así como la misión, visión y valores.
  • Mejora la productividad de los trabajadores aportando información vital y eliminando las burocracias.
  • Permite que los empleados estén al tanto los objetivos de la compañía, ayudándoles a entender cómo pueden contribuir al alcance de estos.
  • Facilita la adaptación a los cambios.
  • Ayuda a motivar y fidelizar a los empleados.
  • Mediante la implementación de una serie de herramientas de comunicación interna se contribuye a al desarrollo cultural, como puede ser la concienciación con el medio ambiente o la digitalización.

¿Qué acciones o herramientas podemos utilizar para mejorar la comunicación interna?

  1. Crear un manual con toda la información útil de la empresa.
  2. Entrega de un welcome pack.
  3. Lanzamiento de una newsletter interna con información relevante (aquí tienes algunas claves).
  4. Tener un buzón de sugerencias donde todos puedan aportar ideas.
  5. Premiar a los empleados que consigan grandes logros para aumentar la motivación.
  6. Crear fiestas de empleados.
  7. Involucrar a los empleados en las acciones de RSC (Responsabilidad Social Corporativa).
  8. Implementar reuniones periódicas entre los equipos y los responsables para que se solventen todas las dudas y se fuerce la comunicación.
  9. Hacer actividades de grupo para mejorar la comunicación entre compañeros y crear sensación de equipo.
  10. Dar charlas motivadoras de experiencias laborales de personas externas, creando modelos a seguir y motivación.
Comunicación interna

Con la comunicación interna fidelizas a tu primer público: los trabajadores de tu empresa.

Estos son los principales consejos para poder comenzar con una estrategia de comunicación interna. Es importante recordar que comunicándose es como se entienden las personas.

El ser humano tiene la necesidad de pertenecer a un grupo, si conseguimos que todas aquellas personas que forman parte de una organización tengan este sentimiento de pertenencia satisfecho, terminaremos consiguiendo los mejores beneficios posibles.