Somos la agencia que cuenta tu historia – nuestro portfolio de clientes como valor diferencial

Cuando en Presscode pensamos en un claim que nos definiera, enseguida dimos con esta idea “somos la agencia que cuenta tu historia”, una frase sencilla pero potente y, sobre todo, una máxima con la que nos identificamos, porque sabemos bien que cada cliente tiene una historia que contar. Nuestro trabajo como agencia de comunicación es detectar esa historia, modelarla y presentarla ante los públicos que interesan a nuestro cliente según sus objetivos (de negocio, de posicionamiento, de influencia…). En algunos casos, si no existe esa historia, la creamos y se la contamos a quienes pueda interesar.

El fascinante, complejo, sensible y maravilloso trabajo de una agencia de comunicación contiene mucha más estrategia de la que pueda parecer. Y la estrategia, como todo trabajo intelectual y creativo, es un músculo que se ejercita a diario. Es como un bíceps. Un músculo que puede usarse para bailar, para elevar mancuernas, para agarrarse a una barra de un autobús en marcha o para ir paseando del brazo de tu mejor amigo. O para lucirlo en Instagram.

En Presscode ejercitamos el músculo de la estrategia con una variedad enorme de clientes de muchísimos sectores distintos. Del turismo lifestyle hasta la consultoría legal; de la innovación más avanzada al expertise fiscal; del mundo gastro y enológico al de las artes y la cultura; de la belleza, la moda y los complementos a la psicología y el desarrollo personal. En nuestros once años de vida como agencia de comunicación tenemos ya experiencia en muchos campos

Pero, ¿cómo es posible que en una agencia pequeña demos servicio a tantos clientes diferentes?

Sencillamente porque el  músculo (la estrategia) es siempre el centro de nuestros planes de comunicación, y a cada cliente se la adaptamos al máximo. Sabemos convocar una rueda de prensa para comunicar destinos – país, pero también sabemos cómo abordar a un periodista musical que escriba sobre jazz u otras músicas minoritarias; sabemos traducir al lenguaje del contribuyente los textos más intrincados sobre legislación tributaria y también comunicar los valores del autocuidado y el bienestar; sabemos hablar de marketing experiencial pero también de inteligencia artificial o Industria 4.0. Porque no cesamos de aprender y de adaptarnos; cada cliente que sumamos a nuestro portfolio supone una magnífica experiencia de aprendizaje en ese sector, y las sinergias y posibilidades de adaptación siempre se convierten en infinitas. Somos la agencia que cuenta tu historia porque sabemos que siempre hay una historia que contar.

Y mientras tanto, el bíceps de Presscode sigue latiendo.